Lubina a la Sal

  • Lubina al Horno

  • Lubina a la Sal

  • Lubina a la Plancha

  • Lubina a la Espalda

  • Lubina al Limón


  • "Lubina a la Sal"


    Receta de Lubina a la Sal







    Aprende a hacer en casa una rica lubina a la sal siguiendo las indicaciones que te mostramos en esta receta detallada paso a paso. Verás que es fácil de hacer y el resultado es muy rico y sabroso.

    Ingredientes:

    - Una lubina fresca
    - Sal gruesa, el doble del peso de la lubina


    Preparación:

    La lubina a la sal es una receta sencilla de preparar, ya que se necesita sal gruesa aparte de la lubina para hacerla, pero a la vez es una forma muy sabrosa de preparar este pescado. Si no la has probado antes, verás cómo te va a sorprender su resultado final. Es muy importante preparar bien la lubina antes de hacerla a la sal, ya que hay que quitarle las escamas y las tripas, pero sin abrir demasiado la misma para que no le entre la sal al hornearla cubierta por la misma.

    Nosotros siempre le pedimos al pescadero que nos la prepare para hacerla a la sal, así nos la da bien limpias sin escamas y le sacará las tripas con unos pequeños cortes, así nos evitamos hacerlo en casa y seguramente lo hará mejor que nosotros. Si necesitas preparar esta receta para más de un comensal, compra más cantidad de pescado y de sal, ajusta los ingredientes según tus comensales, teniendo en cuenta también el tamaño de las lubinas, ya que las hay de diferentes tamaños y si son muy grandes necesitarás menos piezas que si son pequeñas.

    Primero lavamos la lubina con agua bajo el grifo para dejarla bien limpia, y la escurrimos después. Encendemos ahora el horno para que se vaya precalentando a 200ºC mientras seguimos preparando el resto de la receta. En una bandeja del horno haremos una cama con la sal gruesa que vayamos a emplear. Siempre hay que emplear sal gruesa, mejor si es del tipo especial para hornear, incluso puedes comprar algunas que se venden con algún sabor adicional, ya que viene condimentada con alguna especia o hierba aromática. Hay que formar una buena base con abundante sal gruesa, y después colocamos la lubina encima de la misma.


    A continuación cubrimos la lubina con la sal necesaria para que quede totalmente cubierta, presionando la sal con las manos para que quede bien prensada sobre el pescado. Es importante hacerlo bien para que después la sal se compacte y forme una costra sin fisuras. Con el horno ya bien caliente metemos la bandeja en el mismo y horneamos unos 40 minutos aproximadamente, según el tamaño de la lubina. Una vez la sal se haya endurecido y oscurecido bastante, el pescado debe estar en su punto, así que sacamos la bandeja y rápidamente vamos a romper con cuidado la costra que se ha formado, que es bastante dura, así que la partiremos con cuidado. La piel del pescado se habrá pegado bien a la sal, así que es normal que la misma se venga al quitar la sal, dejando los filetes bien limpios, por lo que debemos tener cuidado que no caiga sal sobre ellos, ya que quedarían muy salados al comerlos. Servimos antes que se enfríe y ya verás que jugosa y sabrosa queda esta lubina a la sal.