Sardinas al Horno
  • Sardinas al Horno

  • Sardinas Marinadas

  • Sardinas a la Plancha

  • Sardinas Fritas

  • Sardinas en Escabeche


  • "Sardinas al Horno"


    Receta de Sardinas al Horno





    Hoy te enseñamos una forma muy especial de cocinar sardinas, en esta receta hacemos unas sardinas al horno perfectas para algún almuerzo familiar.

    Ingredientes:

    - Un kilo de sardinas frescas
    - 4 o 5 dientes de ajo
    - Uno o dos limones
    - Perejil fresco
    - Sal
    - Pimienta negra molida
    - Aceite de oliva virgen


    Preparación:

    Esta es una receta sencilla de preparar y una forma ideal para cocinar las sardinas, sin que nos deje un olor intenso en la cocina y sin que tengamos que emplear mucho tiempo de preparación ni ingredientes adicionales. Para hacer unas sardinas al horno vamos a comprar unas buenas sardinas frescas en la pescadería. Aunque se pueden encontrar durante todo el año, los mejores meses para comerlas son los meses que no tienen la letra “R”, que es cuando encontramos las sardinas más ricas, sabrosas y con mejor tamaño.

    Una vez las vayamos a preparar las vamos a limpiar bien, quitándoles las escamas primero y después les quitamos la cabeza, cortándola con una buena tijera, y a continuación le quitamos las tripas y las espinas del lomo. Si son de buen tamaño podemos abrirlas por la mitad, usando un cuchillo bien afilado, pero si son de tamaño pequeño o no sabes hacerlo bien, no pasa nada, se pueden hornear bien de las dos formas. Al acabar vamos a poner el horno a precalentar a 200ºC. Lo mejor es activar el calor arriba y abajo.

    Con las sardinas ya preparadas, vamos a pelar los dientes de ajo y los echamos en la picadora, junto a un poco de perejil fresco bien lavado, y lo vamos a picar todo hasta que quede bien troceado. Añadimos un buen chorreón de aceite de oliva virgen, el zumo de un limón y un poco de sal y pimienta, y removemos bien para que nuestro aliño quede bien mezclado. Ahora cogemos una bandeja apta para el horno, metálica o del material que quieras, y empezamos a colocar las sardinas. Las colocaremos de forma ordenada, pero antes las embadurnamos una a una con el aliño que hemos hecho, tanto por fuera como por dentro.













    Una vez que el horno haya alcanzado la temperatura deseada, dejaremos que las sardinas se horneen entre 20 y 25 minutos, tiempo que dependerá del tamaño de las sardinas empleadas. A la mitad del tiempo les daremos la vuelta para que se horneen bien por todos lados. Si comprobamos que las sardinas se comienzan a quemar, dejaremos solo el calor por la parte de abajo. Una vez que las tengamos bien hechas pero jugosas, ya podemos apartar estas riquísimas sardinas al horno, que junto a una buena ensalada son un almuerzo perfecto.